¿Es importante tener un seguro de vida?

Seguro de Vida Muchas personas comienzan a pensar sobre la necesidad de mantener la cobertura de seguro de vida una vez que sus hijos se hacen mayores de edad o salen de la casa de los padres para ir a trabajar o a la universidad, o cuando tienen los recursos para independizarse. Generalmente, la duda surge porque sienten que ya sus dependientes no son tan “dependientes” de sus ingresos en caso de que ellos falten y muy posiblemente quieren reducir sus compromisos financieros. La duda es comprensible. El seguro de vida se considera necesario cuando se tiene que sostener a la familia y por lo general esto significa cónyuge e hijos. No está de más revisar otras razones por las cuales puede necesitar conservar la cobertura cuando los hijos dejan de depender de los padres, ya que estos podrían no ser los únicos dependientes financieramente hablando. Las familias vienen en todos los tamaños. No es raro ver varias generaciones bajo un mismo techo, en especial entre los hogares quienes disfrutan de la presencia de los abuelos muy frecuentemente como parte integral de la misma. En situaciones en las que el sostén del núcleo familiar es la segunda generación, no es raro que aunque los hijos ya estén fuera de casa, las responsabilidades económicas sigan intactas para quienes producen los ingresos de la familia y por tanto la necesidad de mantener un seguro de vida a su nombre. Pero esta no es la única razón por la cual pudiera ser imprescindible que usted conservara su seguro de vida vigente inclusive después de que sus hijos sean mayores. Es posible que algunas de estas otras situaciones también aplique en su caso: ■El fruto de un seguro de vida pudiera ayudar a su familia a terminar “el trabajo” de financiar la universidad de sus hijos y evitar que estos abandonen sus estudios si se vieran en la necesidad de tomar el puesto de proveedores del hogar. Tristemente es común que en el momento del fallecimiento de un padre (o madre) el hijo estudiante abandone, aunque sea temporalmente, sus estudios para hacer frente al vacío financiero en la familia. ■Un seguro de vida puede proveer de fondos necesarios para sustentar otros dependientes de la familia como serían abuelos o familiares discapacitados, además del cónyuge sobreviviente. ■Disponer de los beneficios de un seguro de vida puede suplir de fondos necesarios para el cónyuge durante el período de retiro. ■La situación financiera de la persona sobreviviente pudiera llegar a ser muy difícil, al punto que las estadísticas indican que un 20% de las mujeres viudas entre 51 y 64 años viven en la pobreza. ■Poseer seguro de vida pudiera dar una mejor calidad de vida al cónyuge sobreviviente, ya sea porque no necesita depender únicamente de los ingresos de jubilación del Seguro Social o porque complementa la pérdida de parte de estos como sucede con la muerte de uno de los esposos. Estas son algunas de las razones que indican la importancia de contar con un seguro de vida, pero existen muchas razones más. Comunicate con nosotros para asesorarte sobre el tema.